Recomendamos: Directorio páginas móviles - Wikipedia PDA Desde 2000 ofrecemos los mejores contenidos sobre movilidad

PDA


 
RSS de noticias  · RSS Noticias
· Otros RSS
Versiones PDA y AvantGo. Foro móvil. Versiones PDA y móviles
Noticias
Artículos
Tutoriales
Análisis
Modelos de PDAs
Comparador de PDAs
Programas PDA

Canales para PDA
Enlaces

Enviar Noticias
Recomendados
Más votados

Regístrate
Tu cuenta
Miembros
Foros
Chat
Eventos
Galería de Fotos

Principal
Crónicas de kedadas
Fotos de las kedadas
Foro específico

Buscar
Versión PDA-wireless
Revista PDAUser
Para empresas

Colaboradores
Nosotros
Enlázanos

EN TU BOLSILLO

Edición PDA para AvantGo

Más sobre edición móvil
  

FEEDS RSS
Noticias                  







Más feeds...

LINKS RECOMENDADOS


     

Palm España


Articulos

Articulos >> Columna de Samuel F Montalvo - MComm                                                                                                    Recomendados :: Más votados
Autor

[an error occurred while processing this directive]
Preguntas y opiniones sobre este reportaje  Enviarpor e-mail  Versión para imprimir  Guardar en Yahoo
Enviar a Menéame  Enviar a Fresqui  Enviar a Del.icio.us  Enviar a Digg

La otra cara de la moneda

por Samuel F. Montalvo | 28-May-2003

Esta semana hemos visto de qué modo un PDA podría servirnos en un día cualquiera. ¿Cómo podría ser ese mismo día sin ordenador de bolsillo?

 
[an error occurred while processing this directive]

Demonios, otra vez sonando el despertador. Son las 5 de la mañana de un lunes (qué rápido pasó este fin de semana, y yo me siento tan cansado!). No aguanto la cabeza y siento el cuerpo todo molido. La presión del nuevo proyecto de la empresa me ha tenido al borde del colapso, y esta maldita mosca que no deja de molestar. Tomo una de las dispositivas que preparé del proyecto y con ella la mato... asunto arreglado.

He estado trabajando todo el fin de semana en preparar un documento, que no he podido imprimir, porque a la impresora de mi ordenador de casa se le ha ocurrido descomponerse de nuevo. Ya veré cuando llegue a la oficina, si la mula de Connie se digna en sacarme al menos un par de impresiones sin ponerme mala cara, como siempre.

Me levantado tan temprano porque aún no he terminado el maldito documento... el tiempo pasa y ya es hora de irme. Ni tiempo para tomar un café y una galleta... nada. Mucho menos poder sentarse tranquilo a leer el periódico... o lo que queda de él, porque el desgraciado del repartidor ha tenido tan buena puntería que lo ha mandado al jardín del vecino, donde entre su sistema de aspersión y su perro, se han encargado de regalarme un rompecabezas de notas sin sentido.

Sé que hoy, además de una presentación con el jefe y algunos ejecutivos, tengo algo pendiente, pero mi cabeza aún confusa y cansada no atina a recordarlo. Sé que lo anoté en alguna parte, quizás una servilleta.... Sí, en una servilleta que se quedó en la camisa que precisamente ayer metí a lavar! Adiós notas, adiós citas...

Algunos amigos me atosigan en el celular (móvil): que si no he leído los correos que me han enviado, que si las fotos, que si esto... incluso mi madre me pide que no sea desconsiderado y me digne en contestar el escueto correo que mi padre me envió. Cómo voy a hacerlo con tan poco tiempo! No entienden mi vida...!

La mañana pasó pronto. Es hora de la junta y Connie aún tiene mi diskette sobre su escritorio. ¿Qué espera? ¿Que le salgan patas y se imprima solo? Por fín, me convenzo de que si quiero que lo haga tengo que acceder a decirle lo bella que es (realmente no lo es) y a prepararle un café. Ella accede, de mala manera, a tenerme 30 segundos antes de cerrar la puerta de la sala de juntas, mis tan ansiadas copias del documento que preparé.

Todo parece marchar bien... pero de pronto hay dudas sobre una de las etapas del proyecto. Yo no tengo ni la mas remota idea de dónde está la información faltante. Gutiérrez me dice que me lo envió, que debo de tener el archivo faltante en mi ordenador. Subir 3 pisos, 20 minutos de retraso... y el que ahora me pone mala cara es mi jefe... y yo pensaba pedirle algunos dias para descansar. Mejor me olvido de ellos.

He olvidado mi celular en mi escritorio cuando fuí a buscar el dichoso archivo. Me contaron que no dejaba de sonar y que todos estaban hartos de escucharlo sonar. ¿Pues qué se creen, que puedo tener la comunicación total siempre conmigo? Están locos!

Durante la reunión me piden que presente un resumen del proyecto. Afortunadamente esos papeles sí los traigo conmigo... en alguna carpeta... se que están por aquí, en mi portafolios.... ya los encontré. Una diapositiva se manchó, otra está con los colores pálidos porque se me quedaron al sol. Hay una que no encuentro... aggg! Maldita mosca... ya recordé!

La presentación fue un caos... el orden de las diapos estaba para todos lados y algo que pudo haber sido un éxito para mí, se convirtió en algo que todos recordarán, pero como un ejemplo del desorden... según dijo el jefe.

Después de comer me llama mi jefe y me dice que me tengo que ir urgentemente a la fábrica de Córdoba. Odio esos malditos viajes, y yo siempre tan cansado! Todo el mundo me reclama, que no olvide esto, que lo otro, que la cita de la próxima semana... tomo una servilleta y anoto todo, con la intención de no olvidar nada. Mi letra es irreconocible por la rapidez con la que anoto... qué importa! ya tendré tiempo para descifrar mis garabatos. Ahora no hay tiempo de eso... tengo que salir... -Rápido!- dice mi Jefe. Tomo la servilleta y la pongo en el bolsillo de la camisa.

He tomado el auto (coche) y tengo más de dos horas perdidas porque no doy con el domicilio. Quizás dí vuelta donde no debía... quizás esa salida que yo consideré como un simple callejón era la calle que debía tomar... pero ni modo que uno se conozca al dedillo todas las calles de esta ciudad! Y esos mapas son tan confusos... tengo que preguntar dónde estoy. Este barrio no lo conozco.

Por fin llegué, pero como me extravié por mucho tiempo, han cerrado la oficina y no puedo hacer nada. Ya mañana veré si me doy un tiempo antes de llegar a la oficina para resolver lo que aquí tenía que hacer...

Durante el camino de regreso, recuerdo que tengo que hacer un par de llamadas... ¿Dónde dejé ese maldito celular??? Ah... sobre mi escritorio. A estas horas ya hasta sin batería debe de estar.

Estoy tan cansado! Algo de musica me caerá bien. Tomo una de mis cintas favoritas de la guantera y lo introduzco en el cassette. Esto sí que relaja... de pronto, un chillido agudo que reconozco como síntoma de catástrofe: la cinta está atorada, de la música sólo queda el recuerdo. Y lo peor, al intentar sacarla le he roto la puertecilla al estéreo. ¿Nada me sale bien?

Llego a casa casi a la medianoche... Sí, me he extraviado de nuevo. El piloto de aviso del contestador parpadea tanto que parece que no dejará nunca de hacerlo. Me siento cansado (siempre!) y sólo me doy tiempo para escuchar los últimos dos mensajes. Una tal Laura que me dice que si vamos a cenar... ¿quién demonios es Laura? Ni la recuerdo! Con esta vida tan agitada y todavía se cree que puedo tener tiempo para mí? Mucho menos para ella... En el mensaje dice que le debo uno... aunque fueran mil. Qué se los cobre cuando pueda...!

Necesito lavar al menos un par de camisas... me quito la que traigo y la echo a la lavadora. La veo dar vueltas a traves de la ventanilla como queriéndome decir algo... qué es eso que veo flotar ahí? Oh... ! La servilleta con mis notas y mis citas!!! ¿Es que esto nunca va a terminar?

Publicado en este post de los Foros.

Comentarios sobre este reportajeEnviar a Menéame  Enviar a Fresqui  Enviar a Del.icio.us  Enviar a Digg  Preguntas y opiniones sobre este reportaje  Enviarpor e-mail  Versión para imprimir  Guardar en Yahoo
6.40 puntos (6.40) | 10 votos
[an error occurred while processing this directive]
Información legal   PublicidadColabora con nosotrosEn tu web (RSS)  Contacta con nosotros | Sitemap 
Dirección y Producción: José Julio Ruiz (Linkedin)
Todas las marcas registradas y copyrights que aparecen en este sitio web pertenecen a sus respectivos dueños Keide Advanced Solutions:
movilidad e Internet
    

| Rescate de España | Modelos de Palm | Wikipedia para PDA | Páginas móviles |
 © Año 2000-2013    v 5.1